FIT world

¿No os habéis dado cuenta de que cada vez que entráis en Instagram, Facebook, Twitter o cualquier red social, hay alguien haciendo deporte, comiendo sano o con más músculos que Schwarzenegger?

¿Qué le pasa a la gente? ¿De repente hemos decidido cuidarnos todos en masa?

Sin ir más lejos yo vivo del deporte, pero de enseñarlo, no de practicarlo. Y sí, también sigo a personas que se ganan la vida mostrando sus entrenamientos y sus trucos de alimentación.

Creo que todo empezó con la alarma social que se creó sobre la obesidad y las enfermedades cardiovasculares hace ya unos años. Hemos llenado la programación televisiva de shows sobre buena cocina y hemos explotado (o mejor dicho, sobreexplotado) esa baza. Tanto es así que hasta los más ilustres cocineros se han unido a retos televisivos para poner su cuerpo en forma en pocas semanas a base de ejercicio y buena alimentación.

Últimamente han entrado en auge deportes como el Fitness y el Crossfit, explosivos, potentes y que provocan un alto desgaste. ¿Nadie conoce a alguien que practique estos deportes? Me juego el cuello a que .

¿Y lo más “guay” de estas disciplinas? Que te pones fuerte, pierdes grasa, cambia tu cuerpo y ves avances en poco tiempo. (Corre, corre, ve a probar, no vayas a ser el más blandito de la pisci).

Todo es fit, todo es eco, todo es healthy… vivimos el boom de la vida sana (en algunos casos sana y enferma al mismo tiempo).

Que conste que yo no estoy a favor de la obesidad ni mucho menos, es más, me encanta el deporte y practicarlo, me fascina aprender sobre técnicas de entrenamiento y sobre alimentación correcta. Pero estoy en contra del borreguismo, me gusta la diversidad.

No sé si me explico, me gusta que la gente haga deporte, se sienta a gusto consigo misma y lleve un estilo de vida saludable, lo que no puedo entender es cómo personas que aborrecen los espacios cerrados se pasan horas seguidas en una sala; personas que ni les gusta, ni entienden del uso de máquinas están constantemente peleándose con los hierros; gente a la que no le gusta ir al gimnasio, se saca el bono para todo el año…

Con todo esto quiero decir que existen infinidad de modalidades deportivas como para encerrarnos con 50 personas más en una sala llena de hierros haciendo fila para coger el asiento sudado que ha dejado el compañero anterior.

-Escoge tu deporte, el que te vaya bien a ti específicamente, el que te guste, te llene y en el que tu mente y tu corazón centren todas sus fuerzas, el que te motive y te mantenga fuerte, no solo físicamente, sino también de espíritu.

-Entrena con cabeza, tu cuerpo es tu herramienta para TODO y el que te va a acompañar durante el resto de tu vida, tienes que cuidarlo y no llevarlo al límite constantemente.

-Come variado, por favor, déjate de desayunos preciosos que solo preparas para la foto de Instagram, consulta a tu médico y lleva una dieta sana y equilibrada, no pases hambre ni te vuelvas “el loco o la loca de las proteínas”.

-Lleva una vida REAL, no existen las de revista, ni quieras que todo en tu día a día sea felicidad, energía y buen rollo… a las personas les pasan cosas, buenas y no tan buenas, hay días nublados, con lluvia, con hielo, con niebla y con todo, no siempre hará sol en tu vida.. no es malo, no te deprimas por ello.

Sé real, disfruta de verdad, vive.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s